Blogia
Planeta Velvetina

Sí que es tarde... and Bimba Boxset!!!

Sí que es tarde... and Bimba Boxset!!!

Ya estamos en el 2006, y con él, una novedad en el Planeta Velvetina. Hoy ampliaremos horizontes y nos fijaremos en la sobrina de Boxset (Dios tiene sobrinos), ese andrógino ser hija de Lucía Dominguín y que ha cobrado gran importancia en los últimos tiempos. Sobre todo, digamoslo ya, desde que decidió colaborar en el diseño de ese disco que todos tenéis en mente, el disco del siglo XXI. Unido al polémico diseñador David Delfín, ha conseguido modernizar la personalidad de un genio de la mano de internet, el diseño, las nuevas tecnologías, los videoclips caseros y el color rojo. Hablamos de Bimba, claro. Como su tío, se trata de una persona multidisciplinar, que ha tocao todos los palos, que es moderna y sin prejuicios sociales, raciales o sexuales. Muy velvetínica.

Creo que es interesante leer esta entrevista que apareció en su día en el suplemento ESTILO de El mundo para conocer un poco max de un familiar cercano de nuestro héroe (en el fondo es como la típica historia de Jimmy Olsen o Lois Lane en un cómic de Superman, lo que suele llamarse un spin-off, algo de moda en las series de televisión de hoy como Aida o Joey).

Vayamos con la entrevista, que demuestra que nuestro personaje es digno de tener en cuenta, quicir.

"Cuando dice su nombre completo, «Eleonora Salvatore Dominguín», le entra la risa. Le suena muy solemne y, aunque trata de evitarlo, le pesan los apellidos de una saga de artistas. Tiene una sonrisa amplia y franca. Sólo tiene 22 años y mucha vida. Vivió en México, en Inglaterra, en Estados Unidos, en Palma de Mallorca, en Madrid y ahora en Nueva York. Estudió danza, montó un sello discográfico independiente, hizo algunos pinitos en los escenarios y se convirtió en modelo de éxito en todo el mundo de la noche a la mañana. Pasó de Bimba (niña, en italiano; como la llaman en casa) a Eleonora por exigencias del guión de la vida y desde hace dos años lleva una carrera imparable. A veces le gustaría detenerse y dar marcha atrás.

Pregunta. ¿Bimba o Eleonora?

Respuesta. A Eleonora me voy acostumbrando. Es como me llamaban en el colegio y siempre le he tenido un poco de tirria. Bimba es un nombre muy cariñoso, familiar. En Nueva York me lo cambiaron porque Eleonora les pareció elegantísimo. Bimba no les gustó nada.

P. ¿Le cogió por sorpresa el éxito internacional que está teniendo?

R. No, la verdad es que no, porque tenía una idea en la cabeza, me arriesgué, me lancé y salió bien.

P. ¿Qué hizo?

R. Hace dos años me fui a Nueva York. Aquí en España tenía un agente que no me daba lo que yo quería de la moda y de este trabajo. Quería meterme más y pensé que para triunfar, o digamos trabajar, tendría más oportunidades fuera, ya que en en España es difícil empezar si no eres rubia y mona.

P. ¿Incluso a pesar de ser quien es por pertenecer a la familia Bosé?

R. A pesar de ser quien soy, y por eso mismo no quería trabajar en España. Entonces decidí ampliar el abanico y a través de un amigo maquillador hablé con el que ahora es mi agente y me fui a Nueva York. Había dejado de trabajar en la música y en ese momento no tenía nada que hacer. Estuve seis meses pidiendo citas y viendo a todo el mundo hasta que llegó el desfile con McQueen. Fue algo así como mi presentación.

P. ¿Cómo llegó a Alexander McQueen en sólo seis meses?

R. Una agencia me representa. Y cuando tienen una nueva modelo, pasan unas polaroids a fotógrafos, diseñadores, revistas, estilistas..., a todo el mundo. Y además están ahí empujando para apoyarte. En esos seis meses empezó a cambiar la estética y la industria empezó a buscar caras nuevas. Estaba en el sitio adecuado en el momento indicado.

P. ¿Le parece que este trabajo es pasajero?

R. Totalmente. Prefiero pensar que es así porque de lo contrario te lo tomas muy en serio y te metes en un círculo horrible. Bueno, tomo con seriedad el trabajo pero no me gusta creerme..., nada. Paso, soy súper insegura.

P. ¿Esa actitud entre pasota e irónica es verdad o es una pose?

R. La pura verdad. Hay gente que piensa que después de los desfiles te vas a dar un masaje o algo así y yo hago cosas como alquilar un vídeo o meterme en la cama a descansar. Prefiero ser espontánea y decir lo primero que pienso aunque me equivoque. Muchas veces digo ordinarieces, pero es mejor que tenerlo todo pensado..., a mí no se me da bien eso.

P. ¿Hasta cuándo quiere seguir en la moda?

R. Estoy bastante harta ya. Han sido sólo dos años muy intensos y soy una persona que tengo que cambiar de actividad cada tres años. Como no sé qué hacer en realidad y por fortuna conozco a mucha gente, tengo un par de contactillos y puedo hacer…, no lo sé.

P. ¿Cine?

R. No. La verdad es que a eso se tiende y quieren obligarme un poquito, pero a mí no me apetece, no me veo como actriz.

P. ¿Qué le apetece?

R. ¿Retirarme? (risas). Quiero hacer algo manual, aprender un oficio. Después de dos años de "pose" me gustaría hacer algo creativo.

P. ¿Y por qué empezó en la moda?

R. Empecé en un desfile de Montesinos con toda la familia, que siempre te meten en ese tipo de cosas como para rellenar.

P. ¿Qué hay de su romance con la música? ¿Quería ser cantante?

R. No, lo que pasó es que hubo un proyecto, hace tiempo, con Rafa Sánchez (La Unión). Él iba a hacer una ópera rock y me propusieron a mí para un papel, pero ahí se quedó. Luego empecé a meterme en el mundo de la producción musical. En realidad nunca he tenido planeado ser esto o lo otro. En la vida no sé todavía lo que quiero ser, no es tan fácil elegir (risas). Y la verdad es que también me da mucho miedo, no tengo ni puta idea.

P. ¿Estudiaba algo antes de empezar en serio como modelo?

R. No, soy una inculta y una ignorante (risas). La carrera de la vida, más bien, es la que estoy haciendo ahora.

P. También tuvo una época hippie.

R. Sí, he tenido una época hippie, una época leather. Pasé por todo: los piercings, los tatuajes, y te van quedando las marquitas y los agujeros, aquí, allí...

P. ¿Qué es lo que más le gusta de la moda?

R. Ahora que estoy más metida valoro más las cosas y a la vez les quito todo valor porque cuando lo veía desde fuera me parecía un mundo muy glamouroso, muy bonito. Ahora le tengo más respeto.

P. ¿Se divierte con el trabajo, posando y desfilando?

R. Divertirme me divierto con las cosas que hago con mis amigos. Estar normalmente metida en un estudio de fotografía quema. ¿Divertirme de verdad? Pues a lo mejor cuando me tocó viajar a Los Ángeles sólo por un día para una presentación o cuando hicimos un desfile muy exclusivo en un barrio a las afueras de Nueva York para cuatro ricachonas, pero la verdad es que poco más.

P. ¿Qué otras cosas ha hecho?

R. La campañas de Gucci y Versus, la portada de Vogue Italia, con fotografías de Steven Meisel. También la publicidad de maquillaje de Francoise Nars que está ahora en la calle. A las campañas de belleza aspiran todas las modelos.

P. ¿Se gusta a sí misma?

R. Sí (risas).

P. ¿Algún defecto?

R. La mala leche que tengo.

P. ¿Le gusta la Navidad? ¿Vuelve usted a casa?

R. Tengo toda la casa decorada desde el mismo momento que El Corte Inglés decide que es Navidad. Pero es una cuestión sólo estética, porque el espíritu navideño no me gusta nada. Lo encuentro un poco triste y decadente. Y además no tiene sentido tanto consumismo, aunque yo lo practico. " ESTILO.

Como ven, no llega a su tío, pero apunta maneras. Sería interesante oír ese proyecto con Rafa de La Union. Sin amoooor, yo voy a enloquecer, no no no... Contradictoria, con mala leche, artista, modelo, hombre-mujer... es como Miguel para las nuevas generaciones. Lástima que barba (flat-top) no le salga...

No quiero culminar esta primera aparición de la sobrinísima sin hacer mención al poema que Alfonso Ussía le ha dedicado, digno de estar en este blog:

"¿Dios mío, qué le he hecho yo a Bimba Bosé?
¿Qué le he hecho, Díos mío, que yo no lo sé?

Si no la conozco -y mucho lo siento-,
si nunca en directo la ví desfilar,
¿por qué esa mirada de distanciamiento?
¿por qué esa dureza suya en el mirar?

¿Por qué, si ya he dicho que ella se me antoja
como un infinito lago del amor?...
¿Por qué esos andares, por qué se me enoja,
por qué su tan malo, malísimo humor?

Si no hay en su cuerpo, que no lo aproveche
ni un sólo centímetro la divinidad,
¿por qué ese mal rollo y esa mala leche?
¿Por qué tan aguda, su agresividad?

Que yo esté enfadado porque nací feo
y cada mañana lo soymucho más
tiene su amnistía...pero ese cabreo
en quien por delante y en quien por detrás

es síntesis pura de inmensa belleza
no admite el enfado así porque sí:
y duele que mire con tanta fiereza,
ya sea en Cíbeles, ya sea en Gaudí.

Bimba Bosé, ríe, disfruta, agradece
que tu arquitectura sea celestial.
Y alegra tu rostro, que no me parece
justo lo que haces con el personal.

¿Dios mío, qué le he hecho yo a Bimba Bosé?...
¿Qué le he hecho, Dios mío, que yo no lo sé?"

-Alfonso Ussía- 

Sigan por aquí, que habrá max y max sorpresas.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Marx o menox -

sí, porque picando piedras o alicatando cuartos de baño no la veo.

Estos pijos ricos son la hostia...

Ya está tardando la revolución obrera ^^
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Encuesta -

¿Cual debe ser el próximo curro de Bimba?

Mi voto es por....videoartista
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres